España refuerza su posición ante el próximo Mundial de Fútbol para Ciegos

Sergio Rodríguez y Antonio Martín 'El Niño', se abrazan tras un encuentro de la selección española en la cita albergada por Sevilla este fin de semana.

España sale reforzada de los amistosos celebrados este fin de semana en Sevilla con Alemania y la selección andaluza, en el III Campeonato de Andalucía Internacional de Fútbol 5 (ciegos totales) que ha sido la última competición previa al Mundial de Fútbol para Ciegos que acogerá Madrid del 7 al 17 del próximo mes de junio.

La selección española ha ganado cuatro partidos y ha empatado otros dos sin recibir ningún gol en su portería, un balance que da confianza al equipo que dirige el seleccionador nacional Jesús Bargueiras ante el Mundial de Madrid.

Las instalaciones deportivas del Centro de Recursos Educativos de la ONCE en Sevilla han acogido también este fin de semana el II Campeonato Internacional de Fútbol B2 (deficientes visuales) en los que han participado las selecciones de Irán, Austria y Andalucía. Los andaluces han vencido los tres partidos a Austria y uno a Irán aunque la final se ha saldado con 5-2 a favor de los iraníes después de un partido que ha sido un ejemplo contundente de la competitividad y el nivel deportivo de este campeonato. En B1, la selección andaluza ha plantado batalla en todo momento a su rival alemán, empatando en todos los partidos y ganándoles en penaltis, a pesar de haber contado con la baja de los andaluces preseleccionados en la Selección Española.

Los españoles han celebrado ya diez concentraciones desde el pasado mes de enero para preparar el Mundial y quedan otras dos antes de la inauguración. “Hay buenas sensaciones en el equipo y estamos cogiendo ritmo para la competición”, reconoce el entrenador. A su juicio, España juega “con el mismo ímpetu y las mismas ganas” que Brasil y Argentina que son los principales rivales siempre en una competición de esta dimensión, dado su carácter profesional y la liga tan competitiva que desarrollan. “Podemos conseguir el mismo nivel que ellos”, asegura.

Entre los preseleccionados figuran jugadores de Andalucía, Cataluña, Madrid, Castilla La Mancha, entre otras comunidades autónomas. En dos semanas Bargueiras hará público la lista de seleccionados para el Mundial en la que hay tres andaluces con muchas posibilidades de saltar al terreno de juego; los jugadores Antonio Martín Gaitán, de Málaga, y Moisés González López, de Granada, y el portero (vidente) Ceferino Sánchez Medinilla, de Málaga.

“Hay buenas sensaciones en el equipo y estamos cogiendo ritmo para la competición”

 

Antonio Martín Gaitán, ‘El Niño’, comenzó jugando al fútbol a los 12 años y tiene ya 36. Ha participado en tres Paralimpiadas, cinco Mundiales y nueve Europeos, siendo el futbolista andaluz con mayor trayectoria internacional. A su juicio, Brasil y Argentina son, por este orden, los rivales más fuertes de la tabla. En el Mundial de Madrid jugarán 16 selecciones de otros tantos países en cuatro grupos de cuatro. “Para mí el fútbol es la vida porque es un deporte que se juega en equipo, que aporta valores y da a las personas ciegas herramientas útiles para su vida diaria”, afirma el jugador de El Palo.

A su juicio, que el Mundial se juegue en casa no aporta ventaja al equipo. “Siempre hay alguien que se motiva más y alguien que se pone más nervioso, al final el juego es el mismo, cinco contra cinco”, afirma. El seleccionador reconoce también que “por una parte es una ventaja y por otra tenemos la presión de querer demostrar ante nuestra afición, pero siempre el factor público es importante”.

El secretario general para el Deporte de la Consejería de Turismo y Deporte de la Junta de Andalucía, Antonio Fernández, y el presidente de la Federación Andaluza de Deportes para Ciegos (FADEC), Cristóbal Martínez, han presidido la entrega de medallas de los dos campeonatos y han subrayado “el potencial y el liderazgo internacional” de los equipos andaluz y español y la capacidad organizativa de Andalucía para la celebración de competiciones de alto nivel deportivo.